/Jaz Jacob
27-00-2021

 


SEÑOR, ENSÉÑAME TU CAMINO, Y GUÍAME POR SENDA LLANA POR CAUSA DE MIS ENEMIGOS.

SALMO 27:11
 

 

 

Aunque el mundo, las personas o las circunstancias cambien, hay algo que nunca cambia: la palabra de Dios. Es sobre ella que estamos edificando nuestras vidas, para que pase lo que pase, podemos ser inamovibles en Él.
 

Hasta ahora hemos declarado que:
 

1. Viviremos con fuerza.

2. Amaremos la casa de Dios.

3. Andaremos con la cabeza en alto.

4. Viviremos con un corazón rebosante.

5. Acudiremos a Dios en todo tiempo.

 

Hoy vamos a leer acerca de la importancia de andar por el camino llano. La palabra habla de nuestra vida como un camino. Proverbios 16:17 dice que: “La senda de los rectos es apartarse del mal; el que guarda su camino preserva su alma”. Aunque nuestra salvación es totalmente por gracia, si queremos vivir una vida inamovible debemos vivir de una manera consistente con los principios y leyes en la palabra de Dios.

 

La palabra nos enseña en múltiples sitios que el camino que escojamos puede llevarnos a ser inamovibles o inestables. El hombre que construyó su casa sobre la roca, por ejemplo, permaneció firme en la tormenta no solo porque se sabía las palabras de Cristo sino porque las ponía en práctica (Mateo 7:24-25). Por otro lado, el Salmo 1 nos enseña que el que no camina en el consejo de los impíos, será como un árbol fuerte que da fruto y cuyas hojas no se marchitan.

 

En resumidas cuentas: tomar buenas decisiones y caminar conforme a la palabra de Dios es indispensable para ser inamovibles. La buena noticia es que Dios no espera que milagrosamente sepamos cuales son sus caminos, sino que podemos levantar nuestra voz y pedirle que nos muestre su camino y que nos guíe por él.

 

David oró “Señor enséñame y guíame” y tú y yo también podemos orar así. Cada vez que abramos la Palabra, podemos clamar “¡enséñame!”, cada vez que tengamos que tomar una decisión podemos orar “Señor, guíame”. Nuestro Dios no es un dios lejano que espera de brazos cruzados a ver si empollamos para el examen y si nos sabemos las respuestas cuando llega una prueba o dificultad. Nuestro Dios es un buen Padre que anhela guiarnos y hablarnos en cada momento de nuestro caminar.

 

ORACIÓN PERSONAL


Padre, te necesito. Necesito que me hables y que me guíes. Quiero caminar por el camino llano y seguir tu voz en cada paso que debo tomar. Enséñame que cosas en mi vida no se alinean con tu palabra y con tu perfecta voluntad. Que otros puedan ver tu fidelidad en mi vida y ver que verdaderamente eres un buen Padre que ama y guía a sus hijos.

 

DECLÁRALO

 

Andaré por el camino llano.

No me apartaré de tu camino.

Buscaré tu voluntad antes de tomar decisiones.

Tú eres un buen Padre que quiere hablarme y guiarme.

Construiré mi vida sobre tu verdad.

 

MEMORÍZALO

 

Señor, enséñame tu camino, y guíame por senda llana por causa de mis enemigos. Salmo 27:11

 

PETICIONES DE ORACIÓN

 

Personal: Que aprenda a tener con Él la confianza que nunca tuve con mi padre.

Por Amistad: Por el grupo de jóvenes universitarios, que Dios le dé sabiduría a Alain a la hora de liderarlo y que el Señor pueda ser el centro de cada una de las vidas de estos jóvenes.

Por España: Por todos los niños creyentes que se ven envueltos en estas enseñanzas contrarias a lo que Dios quiere.

Pakistán: Los cristianos en Pakistán viven amenazados con la ley anti-blasfemia y son aislados del resto de la población, muchos de ellos sufren pobreza extrema y algunos son víctimas de esclavitud. Oremos para que el Señor provea más formación bíblica para los líderes cristianos, ayuda y asistencia postraumática para las víctimas de persecución sistemática.

 

Adaptación de  Seven Declarations for an Unshakable Life: Embracing Every Day with Passion and Confidence by Frank Damazio

¿Quieres recibir Info en tu email?